mujer embarazada

Los cuidados en la piel durante el embarazo

La piel es un órgano muy sensible a las alteraciones externas e internas. Uno de los cambios más notables, se experimenta durante el embarazo.

Durante este periodo de gestación, la variación en el nivel de hormonas, más notable en el primer trimestre, se deja percibir en la piel con la aparición de estrías, varices o retención de líquidos. Por lo general, después del parto, el cuerpo vuelve en sí, aunque pueden quedarle secuelas, como las estrías, si no se ha puesto remedio durante el embarazo.

Antes de seguir leyendo, cabe recordar que, los estudios dermocosméticos en mujeres embarazadas son escasos. Por ello, antes de comenzar cualquier tratamiento se aconseja consultar a tu farmacéutico o a tu ginecólogo.

Existen tres problemas principales para la piel de una embarazada:

Celulitis

Es una alteración que sufre la piel, como resultado de la acumulación de grasa, en zonas específicas del cuerpo como: glúteos, muslos y piernas.

A pesar de lo antiestético del problema, se debe evitar la aplicación de cremas anticelulíticas.

La mejor forma de evitarlo es llevar una dieta equilibrada, mantenerse hidratada y tener el peso bajo control.

Una buena opción, son los masajes drenantes en el tren inferior.  Éstos, favorecen la circulación sanguínea y la eliminación de retención de líquidos. Optar por ropa holgada y de materiales nobles, impedirá posibles alergias o incluso rozaduras.

Es bueno hacer ejercicio físico pasivo. Caminar una hora y practicar yoga puede ayudar a superar la creación de esta molesta piel de naranja.

Cuidados en la piel durante el embarazo

Estrías

Son lesiones que aparecen en la piel como consecuencia de desgarros por debajo de la dermis, una capa de piel más gruesa situada debajo de la epidermis.

Son frecuentes en abdomen, senos, muslos, brazos y caderas. El 80% de las mujeres las desarrollan durante estos meses.

Una vez aparecen, son irreversibles, por lo que hay que prevenirlas desde el principio. La constancia en el uso de antiestrías, junto la hidratación y el equilibrio en la dieta y en el peso, serán la clave del éxito para que no aparezcan.

Manchas en la piel

Cloasma, también conocido como “máscara del embarazo”, son las manchas que aparecen en el rostro durante estos 9 meses.

Son de color marrón, irregulares y difusas.

Aunque el sol es la principal causa de aparición, otro motivo de peso pueden ser las hormonas o la genética.

Para concluir, es relevante destacar, que existen determinados principios activos nada recomendables durante el embarazo, algunos de ellos son: el retinol, ácidos, despigmentantes y aceites esenciales, entre otros.

Si se lleva a cabo una serie de cuidados en la piel durante el embarazo, nuestro cuerpo nos lo agradece en el post parto, donde quizás no tengamos mucho tiempo las primeras semanas para dedicarle a nuestra piel

Si te surge cualquier duda o cuestión, consulta siempre a un profesional.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to site top